◄ ¡ Hola ¡ Saludos desde MÉRIDA (España). Ciudad romana y Monumental. Si puede, no deje de visitarla. │◄ Hello! Greetings from MERIDA (Spain) Roman and Monumental City. If it can, it does not let visit it │◄ Bonjour ! Salutations de la ville romaine et monumentale de MÉRIDA (Espagne). Si elle peut, elle ne laisse pas la visite il. │◄ Hallo! Grüße MÉRIDA (Spanien) von der römischen und hervorragenden Stadt. Wenn sie kann, läßt sie nicht Besuch es. │◄ Ciao! Saluti dalla città romana e Monumental de MERIDA (Spagna). Se può, non lascia la chiamata esso. │◄ Hello! Cumprimentos da cidade Roman e Monumental de MERIDA (Spain). Se puder, não deixa a visita ele.

El caballo y el ciervo



 

 

■ El caballo y el ciervo.

   Perseguía un caballo vengativo

a un ciervo que le hizo leve ofensa;

mas hallaba segura la defensa

en su veloz carrera el fugitivo.

   El vengador, perdida la esperanza

de alcanzarlo, y lograr así su intento,

al hombre le pidió su valimiento,

para tomar del ofensor venganza.

Consiente el hombre, y el caballo airado

sale con su jinete a la campaña;

corre con dirección, sigue con maña,

y queda al fin del ofensor vengado.

   Muéstrase al bienhechor agradecido;

quiere marcharse libre de su peso;

mas desde entonces mismo quedó preso,

y eternamente al hombre sometido.

   El caballo, que suelto y rozagante

en el frondoso bosque y prado ameno

su libertad gozaba tan de lleno,

padece sujeción desde ese instante.

   Oprimido del yugo ara la tierra;

pasa tal vez la vida más amarga;

sufre la silla, freno, espuela, carga,

y aguanta los horrores de la guerra.

   En fin, perdió la libertad amable

por vengar una ofensa solamente.

Tales los frutos son que ciertamente

produce la venganza detestable.

♦ Samaniego